Etiquetas

, , , , , ,

La definición de arte es abierta, subjetiva, discutible. No existe un acuerdo unánime entre historiadores, filósofos o artistas. Es evidente que el concepto del arte ha ido cambiando en función de los gustos, de las modas o de las épocas. Pero, ¿existe el arte malo?, ¿merece el arte malo un espacio en un museo?.. En Boston, Estados Unidos existe un museo dispuesto a exhibir piezas de arte realizadas con una mala técnica, se trata del MOBA Museum of Bad Art o Museo del Arte Malo, que cuenta con una colección que supera las seiscientas piezas..

A simple vista funciona como un museo normal, recibe visitantes, expone piezas, recibe donaciones, vende souvenirs de sus cuadros, etc, lo único que tiene de particular es que el “arte” que expone es tan malo que merece ser expuesto, al menos esa es la idea, “hay obras demasiado feas como para ser ignoradas”

Su nacimiento es tan curioso como su arte. El americano Scott Wilson encontró una pintura abandonada y la consideró en broma una obra maestra, de hecho el acompañante de Scott quería quedarse con el marco y tirar el lienzo.Tras el hallazgo, comenzaron a recopilar cuadros que podrían haber acabado en la basura, y en 1993, en una fiesta, decidieron que la colección necesitaba un espacio de visualización, por lo que se les ocurrió inaugurar una especie de galería de arte que pronto tuvo un inesperado éxito y que en solo unas horas visitaron más de doscientas personas.

El museo fue trasladado al sótano de un teatro en Dedham. Al explicar el razonamiento detrás del establecimiento del museo, el co-fundador Jerry Reilly dijo en 1995: “Mientras que todas las ciudades del mundo tienen al menos un museo dedicado a lo mejor del arte, MOBA es el único museo dedicado a coleccionar y exhibir lo peor.”  “Para ser incluidas en la colección del MOBA, las obras no sólo deberán ser originales y tener serias intenciones, sino que también deben tener defectos significativos sin ser llegar a ser aburrido”.

Muchas de las obras en MOBA son donadas, a menudo por los propios artistas. Otras provienen de tiendas de segunda mano; la Unión de los Colectores de Basura en Cambridge, Massachusetts ha donado obras rescatadas de inminentes desapariciones. Cada pintura o escultura que se exhibe en MOBA es acompañada por una breve descripción del tamaño, nombre del artista, así como cómo se adquirió la pieza y un análisis de la posible intención o simbolismo de la obra.

El MOBA ha sido mencionado en rutas turísticas para Boston, apareciendo en los periódicos y revistas internacionales, además de haber inspirado a varias otras colecciones de todo el mundo dispuestas a rivalizar con su propia colección de atrocidades visuales.

El museo ha sido criticado por ser anti-arte, pero los fundadores niegan dicha afirmación, respondiendo que su colección es un homenaje a la sinceridad de los artistas que perseveraron con su arte a pesar de que algo salió terriblemente mal en el proceso. Según el co-fundador Marie Jackson, “Estamos aquí para celebrar el derecho de un artista a fallar gloriosamente”…

Anuncios